¿Cómo dormir después de un aumento de pecho: de lado o boca arriba?

Si te gusta, compártelo!Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Tumblr
Tumblr
Como dormir después de un aumento de pecho
Dormir bien y suficiente es importante para una buena recuperación

 

La cirugía estética de pechos es la más demanda en nuestro país, y desde aquí vamos a ayudaros con una serie de consejos para descansar los primeros días de recuperación tras la cirugía.

Hay que resaltar que los cuidados durante el postoperatorio y recuperación son muy importantes para conseguir los mejores resultados estéticos sin contratiempos.

El resultado final de la cirugía de aumento de pecho o de cualquier otra mamoplastia ya sea de elevación o de reducción, no sólo depende lo que ocurre en el quirófano, sino también del postoperatorio y la recuperación.

Durante todo este proceso ya desde antes de la cirugía, hay pasos que debes seguir para lograr los mejores resultados posibles.

Uno de los problemas más desafiantes al que te enfrentaras durante la recuperación es cómo dormir después de un aumento de pecho.

Y aquí está la información más útil sobre cómo dormir adecuadamente después de la cirugía.

¿Por qué dormir tanto después del aumento de pecho es tan importante?

Existen cuatro razones principales por las que debes de tener precaución al dormir los primeros días y semanas después de la cirugía de aumento de pecho.

1. Los implantes de tus pechos no deben estar bajo ninguna presión para asegurarlos correctamente.

Por lo tanto, debes dormir de manera que no sean desplazados fuera de su lugar. Además, elegir una posición cómoda durante algunas semanas después de la cirugía puede ayudarte a levantarte de la cama fácilmente.

2. Dormir lo suficiente y estar en la posición correcta te ayudará a recuperarte más rápido.

Cuando duermes, tu cuerpo se concentra en su curación, fluye más sangre a través de los tejidos lesionados de tus pechos y les llega más oxígeno, lo que ayuda al proceso de cicatrización.

3. dormir correctamente reduce las arrugas que se forman alrededor de tus nuevos pechos.

4. Dormir puede aliviar el dolor. Como ya sabrás, experimentarás cierto nivel de dolor e incomodidad durante unos días después de la operación de implantes mamarios.

Se ha demostrado que dormir entre 8 y 10 horas después de la cirugía alivia el dolor del paciente.

Las posturas: ¿Dormir de lado tras una mamoplastia, boca arriba, boca abajo?

Cuando se trata de la recuperación del aumento de pecho, muchas mujeres muestran preocupación sobre si su horario de sueño puede verse interrumpido.

 Perder el sueño durante toda la noche puede ser incómodo y poco saludable, por lo que es muy importante asegurarse de que puedas dormir bien por la noche.

 Algunos médicos recomiendan que duermas solo boca arriba, durante al menos las primeras 2 ó 3 semanas después de la cirugía. Esto permitirá que la cápsula cicatricial se forme alrededor del implante y reducirá el riesgo de deformación que puede causar dormir sobre los implantes.

Pasadas esas 2 o 3 semanas cuando el proceso de cicatrización y curación ya se encuentra más avanzado y la hinchazón o inflamación postquirúrgica han disminuido notablemente, puedes pasar a dormir de lado.

A partir de aproximadamente un mes, puedes empezar a probar a dormir boca abajo, estando siempre alerta de que no se produzcan dolores o molestias.

Dormir tras una mamoplastia en postura boca arriba

tras la mamoplastia hay que dormir con la cabeza y los hombros elevados
Tras una mamoplastia tienes que dormir con la cabeza y hombros elevados

A muchas personas les resulta más cómodo dormir boca abajo, sin embargo, es posible que esto sea lo contrario después de una operación de aumento o de reducción de pecho.

 Como se mencionó anteriormente, durante el proceso de recuperación se recomienda que duermas boca arriba durante el mayor tiempo posible, pero una vez que tu cuerpo se haya curado de la cirugía, (esto es a partir de un mes tras la intervención), dormir boca abajo no debería de representar ningún riesgo para los implantes, siempre y cuando se haga con cuidado y poco a poco.

 Sin embargo, es posible que dormir en esta posición ahora sea más incómoda que antes debido a los cambios que se han realizado en tu cuerpo.

Si bien es mejor confiar en los consejos que te dio tu cirujano plástico, dormir de lado o boca abajo después de que tu cuerpo se haya curado, no afectará la apariencia de tus implantes más de lo que lo hace con los pechos naturales.

Ten en cuenta que el período de recuperación variará según la mamoplastia que se haya realizado (mamoplastia de aumento, elevación o reducción), e incluso dentro de cada tipo de procedimiento según la técnica empleada, vía de abordaje, presencia o ausencia de implantes….. por lo que deberás de llevar cuidado con tus pechos cuando duermas durante algunas semanas.

Cada persona está acostumbrada a dormir en una determinada posición y una operación de aumento de pecho, va a exigir a muchas pacientes cambíar la postura en la que concilian el sueño durante al menos las primeras semanas del proceso de recuperación.  

Consejos para ayudarte a dormir

Una buena idea sería empezar a tratar de dormir boca hacia arriba unos días antes de la cirugía, para tratar de habituarte antes de la misma a esta posición.

Además, darte una ducha tibia antes de acostarte y tomar analgésicos o alguna infusión relajante, puede ayudarte a estar más cómoda y relajada y de esta forma dormirte con mayor facilidad.

Después de la operación de aumento de pecho, puedes sentir algunas molestias o pequeño dolor durante unos días, los cuales pueden reducirse si duermes lo suficiente.

¿Debo usar un sujetador postoperatorio para dormir después del aumento de pecho?

Dormir con un sujetador deportivo despues de una operacion de senos
Un sujetador deportivo para dormir mantendrá tu pecho en su sitio

Se recomienda usar un sujetador deportivo postoperatorio después de cualquier cirugía de mamoplastia, es decir después de cualquier operación de levantamiento, aumento, reducción de pecho… y en general después de cualquier tipo de intervención en el que se modifique el tamaño, forma o posición de las mamas.

Los sujetadores pueden mantener los pechos en una posición estable, especialmente mientras haces una siesta. También reducen la tensión y te ayudan a tener un proceso de curación más suave.

Usa un sostén quirúrgico de apoyo durante los primeros días después de la cirugía. También puedes usar un sostén deportivo durante tu recuperación y hasta el final del segundo mes.

Sin embargo, el momento exacto en que puedes volver a usar los sujetadores que usabas anteriormente debe ser acordado con tu cirujano plástico.

¿Puedo dormir sin elevar la cabeza y los hombros?

Después de salir del proceso de recuperación, puedes dormir en horizontal (sin levantar la cabeza y los hombros). Por lo general, se tarda al menos 2 semanas para que las pacientes puedan dormir completamente en horizontal.

¿Cuánto tiempo después del aumento de pecho puedo dormir boca abajo?

Te recomendamos que mantengas la posición correcta para dormir hasta al menos 3-4 semanas después de la cirugía. Después de eso, puedes comenzar a dormir en horizontal (aún boca arriba) y luego volver a dormir boca abajo.

Consejos para dormir mejor después de la operación de aumento de pecho

Ahora que conoces bien los beneficios que obtendrás con un sueño adecuado, queremos darte algunos consejos para dormir después del aumento de pecho sin ninguna preocupación.

1) Duerme boca arriba mientras la cabeza y los hombros están elevados

Aunque puede parecer un poco difícil al principio dormir en una posición específica, es la mejor manera de recuperarse más rápido.

Dormir boca arriba evita que se acumule líquido, hace que tu sangre circule y te va a ayudar a conseguir los mejores resultados para tu nuevo pecho.

 Usa una almohada contra tu costado para ayudarte a mantenerte  en tu posición correcta.

2) Usa una almohada o sillón reclinable cuando duermas

Para permanecer dormida en la posición con cabeza y hombros elevados, puedes usar una almohada adicional o un sillón reclinable.

3) No duermas boca abajo

Dormir boca abajo supondrá mucho estrés para tus nuevos pechos e incluso puedes sacarlos de su lugar. De hecho, esto es algo peligroso, ya que el movimiento de los pechos puede dar lugar a algunas complicaciones, como la fuga o ruptura de los implantes.

5) No tomes sustancias que alteran el sueño.

Para disfrutar de un tiempo de sueño más efectivo, intenta dejar de consumir demasiada cafeína, alcohol y azúcar antes de acostarte. Estas sustancias te impiden quedarte dormido e interfieren con el mecanismo de tu reloj biológico.

Nuestras últimas palabras contigo es más que una recomendación para tomarte en serio las instrucciones postoperatorias.

Ahora que has gastado mucho tiempo y dinero en un aumento de tu pecho, sólo puedes recuperarte y lograr tus resultados ideales siguiendo las instrucciones de tu médico.

Si te gusta, compártelo!Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Tumblr
Tumblr

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *